facebook  Twiter  GooglePlus In Youtube

El azúcar como compuesto aislado es injustificable

AZUCAR & EDULCORANTE OBESIDAD Europa

El presidente de AIJN, José Jordao, explica cuáles son los principales retos y amenazas del sector del zumo en Europa, la manera en la que se está respondiendo a las críticas recibidas por parte de los medios de comunicación, el Código Profesional o el papel de la RSC en el sector. 

¿Cuáles son las oportunidades y amenazas para el desarrollo dinámico del sector en Europa?

José Jordão- En la Juice Summit celebrada en Amberes en octubre 2017, anuncié unas cifras bastante preocupantes con respecto a lo acontecido en el sector durante la última década: el consumo se ha visto reducido en más de mil millones de litros, y hemos perdido unos 3,3 mil millones de euros en ventas. Es muchísimo zumo y muchísimo dinero como para dejar que pase desapercibido.

AIJN necesita desarrollar un enfoque y un proceso estratégicos acerca del futuro del sector, y establecer unos objetivos claros que, si se cumplen, lograrán sacar al sector del zumo de la actual situación de crisis para encaminarlo de nuevo hacía el desarrollo y la expansión.

Las circunstancias actuales del sector del zumo exigen un diálogo detallado y urgente entre sus socios y miembros para conseguir superar los retos que tenemos por delante. Creo firmemente que tenemos que plantearnos la finalidad de triunfar, con un doble objetivo: 1) Conseguir que el sector del Zumo vuelva a ser creíble y respetado, y que el zumo se perciba de nuevo como un producto sano; 2) Restablecer el consumo y el crecimiento, tanto en la UE como en cada país miembro. Para conseguir estas metas, creo que es más importante conseguir que los consumidores vuelvan a la categoría mediante nuevas propuestas de valor añadido, que recuperar el volumen que hemos perdido.

El sector tiene que plantear cómo lograr estos objetivos. Sobre todo, tenemos que ser capaces de innovar para captar a nuevos consumidores y recuperar la confianza de los que han abandonado la categoría. Por todo esto, AIJN, como representante del sector del zumo en la Unión Europea, ha reunido a todos los países miembros para que trabajemos juntos.

El sector tiene que responder a las críticas recibidas por el contenido de azúcar de sus productos. ¿Qué solución ha buscado AIJN para afrontar esta situación?

El sector del zumo no supo defender su buen estado de salud, y como consecuencia se encuentra ahora en una situación delicada. Uno de los mayores problemas fue que, durante bastante tiempo, no pudo responder a los medios internacionales, que influyeron de manera profunda y dañina en los líderes de opinión.

Se ha publicado recientemente el Código Profesional. ¿Qué le impulsó a escribirlo?

El Código Profesional no es nuevo. Fue creado a petición del Consejo mediante la “Directiva 89/394/CEE de 17 de junio de 1989 por la que se modifica por tercera vez la Directiva 75/726/CEE relativa a la aproximación de las legislaciones de los Estados Miembros sobre los zumos de frutas y otros productos similares”, dejando en manos del sector de zumos de fruta de la UE la responsabilidad de determinar las características analíticas y microbiológicas del producto, y de cumplir con todo reglamento, incluyendo los métodos analíticos necesarios para controlar la composición y producción de los zumos de fruta.

Incluye varios documentos aún en fase de debate, como Norovirus y Hepatitis A en zumos de fruta y productos afines. El Código Profesional define valores no incluidos en la legislación europea ni en el Codex Alimentarius. Fue desarrollado y está mantenido y actualizado por expertos internacionales gubernamentales y no gubernamentales en varios campos, y ha sido adoptado en todo el mundo por más de 250 autoridades de inspección y control de alimentos, productores de materias primas y empresas embotelladoras (en Venezuela, Sudáfrica, Filipinas y Rusia, entre otros).

¿Qué significa la RSC para el sector del zumo, y qué puede hacer AIJN para apoyarla?

Al ser un negocio global, el sector del Zumo en la UE está comprometido con la RSC. La Industria Europea de Zumos de Frutas, representada por AIJN, acepta la responsabilidad de asegurar que las operaciones del sector influyan de forma positiva en la sociedad y el medio ambiente. Uno de los compromisos de nuestro sector es el de

asegurar la procedencia responsable de las materias primas que utilizamos para producir nuestro zumo.

AIJN ha creado tres iniciativas clave para respaldar nuestro compromiso:

Código de Conducta Comercial

AIJN y sus organizaciones miembros han desarrollado y aprobado el Código de Conducta Comercial basándose en los Principios del Sector Agroalimentario del Pacto Mundial de las Naciones Unidas, y en los principios universales de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, los convenios fundamentales de la OIT, las Convenciones y Normas de las Naciones Unidas, y otras normas de aceptación internacional. La finalidad de este Código es asegurar que todos los actores en la cadena de valor de los zumos de fruta obren acorde a los valores mínimos sobre derechos humanos, trabajo y medio ambiente reconocidos en el ámbito global.

JuiceCSR, la plataforma RSC del sector de los zumos

Para reforzar las iniciativas del sector en el ámbito de la sostenibilidad, AIJN desarrolló Juice CSR (www.juicecsr.eu), la plataforma de RSC del sector creada inicialmente con el apoyo y financiación parcial de la Comisión Europea. La Plataforma es una iniciativa promovida por múltiples actores, incluidos los proveedores de la materia prima, empresas embotelladoras y envasadoras, minoristas y ONGs, con el objetivo de mejorar el entendimiento de la RSC dentro del sector, además de compartir y fomentar las buenas prácticas.

Sistema Independiente de Control de Calidad

Durante más de 25 años, la Industria Europea de Zumos de Frutas ha trabajado con un sistema independiente de control de calidad que certifica a los proveedores y procesadoras de materias primas en todo el mundo, verificando la autenticidad de dichas materias primas. SGF International, el organismo de control que extiende la certificación, realiza inspecciones en más de 60 países en todo el mundo y certifica a más de 400 proveedores, abarcando la mayoría de la materia prima que se utiliza en la industria de zumos de fruta de la Unión Europea. El cumplimiento del Código de Conducta Comercial de AIJN es una condición indispensable para la obtención de la certificación SGF.

Todas estas iniciativas son complementarias a los códigos laborales que existen en cada país productor y proveedor, que están apoyados a su vez por los convenios colectivos y prácticas voluntarias de cada empresa. AIJN apoya estas acciones plenamente, y se compromete a trabajar para conseguir una mayor transparencia y compromiso en todo el sector.

Suscribase Newsletter semanal ingredientes

Nuevos Productos

Sensient logo
                doehler logo
|